running

Oxigenación hiperbárica: la receta de los campeones

rodilla

Hace semanas, saltó la noticia de que Radamel Falcao se recuperaba de su operación del ligamento cruzado anterior dentro de una cámara hiperbárica. Recientemente, el protagonista que se benefició de la misma terapia fue el italiano Valentino Rossi, precedido de otros gigantes del deporte como Tiger Woods o Terrell Owens.

Son muchos los deportistas de élite que incluyen dentro de su tratamiento para lesiones la cámara hiperbárica, ya que —entre otros muchos beneficios—, reduce ostensiblemente el tiempo de recuperación; y esto, en el mundo del deporte profesional, es de vital importancia.

Pero ¿por qué? ¿Qué es lo que hace que estos «titanes» del mundo deportivo se recuperen antes? La oxigenación hiperbárica consiste en algo tan aparentemente sencillo como recrear la condición de respirar oxígeno puro al 100% a 3 atmósferas, como si estuviéramos a decenas de metros de profundidad.

La combinación de estas dos circunstancias reporta beneficios como:

  • Regeneración de células y tejidos.
  • La aceleración de la cicatrización de las heridas.
  • La disminución de edemas e inflamaciones.
  • La reducción en sangre de lactato —causante de los calambres.
  • Aumento en la formación de células madre.

Todas estas circunstancias conllevan, por tanto, a un menor tiempo de recuperación, por lo que el deportista se repondrá mucho antes de su lesión pudiendo volver a su rutina en tiempos que sin la presencia de la HBO en su tratamiento serían impensables.

Sin embargo, las indicaciones de la oxigenación hiperbárica en el ámbito de la medicina deportiva no se reducen solo al tratamiento de lesiones o a procesos post-operatorios, sino que el aumento en 21 veces de la disposición de oxígeno en el plasma sanguíneo hace que se incremente de manera muy notable el rendimiento deportivo y que se supere el llamado «overtraining» —desgaste del deportista debido a que su trabajo físico supera su capacidad de recuperación —. Como afirma el tenista Djokovic: «Ayuda realmente a recuperarte tras un partido agotador». Y es que, tanto el serbio, como el boxeador J.M. Márquez o Marta Domínguez, se benefician de sesiones de cámara hiperbárica para recuperarse después de un intenso ejercicio físico o para prepararse antes de un encuentro deportivo.

Con la HBO, además de los beneficios que aporta en la curación de lesiones, el sistema inmunológico se fortalece, se incrementan los niveles de energía y, en general, se aumenta el rendimiento físico. Ya lo dijo Valentino Rossi: “Es como darse un baño de pureza, crece el rendimiento físico, psíquico y sexual” y tendremos que creerlo, que nos lo dice ´«The Doctor».

Deja un comentario